fbpx

¿Por qué las universidades son clave para alcanzar los Objetivos del Desarrollo Sostenible?

El rol de las Instituciones de Educación Superior (IES) en los ODS y la Agenda 2030.

Cada vez toma más relevancia la participación de los centros educativos en la realización de los ODS ya que somos los principales responsables de proveer el conocimiento y acompañar el desarrollo de las habilidades y capacidades esenciales de las personas para resolver los desafíos sociales, económicos y ambientales del mundo

En uno de los artículos más recientes del Foro Económico Mundial (World Economic Forum), se publicó la importancia de las instituciones educativas en la sostenibilidad y el cumplimiento de los Objetivos del Desarrollo Sostenible (OSD).

En la Declaratoria realizada en septiembre del 2015, en la Cumbre de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible que se celebró en Nueva York, los Estados Miembros aprobaron oficialmente la Agenda de Desarrollo Sostenible 2030 en la que establecen 17 objetivos, 169 metas y 231 indicadores para lograr un desarrollo económico equitativo, la inclusión social y la protección del medio ambiente.

Sin embargo, 8 años después, estamos muy lejos de cumplir las metas de la Agenda 2030 y urge que todos los sectores de la sociedad colaboren en el avance de para garantizar soluciones innovadoras e integrales.

Las instituciones educativas no sólo tenemos la obligación de cumplir con el Objetivo 4: Educación de Calidad de “garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos”, sino que tenemos la responsabilidad de contribuir al resto de los objetivos. 

Pero la pregunta es: ¿cómo las instituciones educativas pueden contribuir a alcanzar los 17 objetivos para el Desarrollo Sostenible?

Las universidades y su papel en los ODS y la Agenda 2030.

Las universidades somos centros de generación y transmisión de conocimiento,

La investigación, la enseñanza y la colaboración impulsan soluciones integrales y multidisciplinares para resolver los problemas globales, desde la mitigación del cambio climático hasta la promoción de la equidad de género y la erradicación de la pobreza.

Y no sólo eso: los centros educativos también somos semillero de talento.

Atraemos personas en búsqueda de las herramientas para tomar acciones en sus comunidades y más allá de solo darles conocimientos técnicos, nuestra misión debe abrazar los valores de la sostenibilidad y ser espacios que conecten, inspiren y fortalezcan a los Agentes de Cambio que son el motor del cambio y transformación sistémica en sus comunidades locales y en el mundo. 

Por lo que el rol de las universidades para contribuir a los ODS radicará en nuestra capacidad para alinear nuestra misión educativa, programas de fomento a la investigación e innovación y programas curriculares con los valores de la sostenibilidad. 

Esto implica que más allá de la incorporación de contenidos relacionados con los ODS en los planes de estudio, o difundir los ODS en un campus físico o redes sociales, debemos ir más lejos. 

Desde adoptar prácticas de gestión sostenible en la operación y actividades diarias de la comunidad universitaria, como reducir la huella de carbono, hídrica y digital o integrar un sistema de gestión sostenible.

Fortalecer a toda la comunidad docente no sólo con conocimientos sino también con habilidades y valores que aporten al desarrollo sostenible y regenerativo y fortalecer una cultura organizacional de responsabilidad hacia la comunidad y el ambiente.

Esto se puede resumir en el modelo de 4 pilares para la educación para el desarrollo sostenible: educación para el ser, aprender para saber, aprender para hacer y aprender para colaborar en comunidad.

Contribución de las instituciones educativas a los ODS y la sostenibilidad.

De manera más específica, Paloma Durán, Directora del Fondo de los ODS (SDG Fund) y Muhammad Sohail nos comparten 4 acciones específicas para que lideres la transformación sostenible de tu universidad:

1. A través de la enseñanza: 

Las IES pueden incorporar elementos de educación para los ODS en la mayoría de las actividades de enseñanza y aprendizaje formales e informales ya existentes, así como usar estos objetivos como marco para apoyar al alumnado a desarrollar las habilidades necesarias para implementar proyectos que integren los ODS.

Algunas de estas habilidades son la visión sistémica, pensamiento creativo y de diseño, responsabilidad social, resolución de problemas, habilidades de anticipación y colaboración interdisciplinaria.

2. A través de la Investigación:

Las universidades cuentan con el talento preparado para investigar y generar datos e información relevante que ayude a tomar mejores decisiones o impulsar políticas públicas que contribuyan a identificar las brechas de igualdad de género en la sociedad y luchar contra la violencia, la desigualdad y la pérdida de ecosistemas terrestres y marinos, entre otros.

3. Prácticas de Gestión Sostenible:

Aquellas universidades con campus físico o actividades presenciales, pueden y deben transformar su infraestructura en una más sostenible; ofrecer alternativas de transporte colectivo y uso de la bicicleta.  Aquellas con actividades digitales o campus virtual, nuestro deber es reducir nuestra huella de carbono asociada a actividades digitales e implementar programas educativos con colaboradores para el cuidado del medio ambiente desde nuestros hogares.

Además, las IES podemos ofrecer prácticas sostenibles de gestión de residuos mediante la reducción de residuos y el compostaje, eficientar el uso de electricidad, cuidado del agua, entre otros.

4. Colaboración Universitaria y Compromiso Comunitario: 

Desde un papel de catalizadores, las universidades se están convirtiendo cada vez más en actores de asociaciones de múltiples partes interesadas para los ODS.  Las Instituciones Educativas pueden involucrarse con sus comunidades locales y promover el progreso de las comunidades locales de su alumnado y equipo docente.

Es importante que los proyectos de desarrollo universitario no estén aislados y se integren en esfuerzos más amplios que incluyan al gobierno, la sociedad civil y el sector privado para realmente cumplir con este propósito de catalizadores.

Oportunidades para la Colaboración Universitaria

Sabemos que hacer estos cambios es un reto y abre nuevos desafíos institucionales. Por ello, es esencial la colaboración interorganizacional y multiuniversitaria, entre toda la comunidad y con otras universidades para lograr avanzar más rápido y más efectivamente hacia un futuro sostenible.

Si eres director/a de una institución educativa, coordinador académico o parte de la comunidad universitaria y buscas alianzas para integrar la sostenibilidad en tu misión, planes curriculares y cultura organizacional, escríbenos para explorar sinergias y trabajar en conjunto por un mundo mejor y más sostenible.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir Chat
1
Escanea el código
¡Hola 👋!
¿Cómo podemos ayudarte?